La ciencia de Bodytown 2017-05-26T15:50:16+00:00

Descubre la ciencia tras cada aventura en Bodytown

Phil declara la fiebre

En esta página vemos a Phil dando la alarma de la fiebre. Esas matas peludas que hay en el fondo son las células epiteliales, que son como la moqueta que cubre las vías respiratorias, hecha de pequeños tentáculos, que van limpiando y expulsando lo que se nos cuela en los pulmones. Muchos de los virus que nos infectan, como el de la gripe, suelen invadir estas células epiteliales para reproducirse dentro de ellas. Cuando esto ocurre, las células infectadas empiezan a hacer señales de alarma a los leucocitos para que estos sepan que hay una infección, y cuando los leucocitos detectan la infección, mandan un mensaje al cerebro para que se encienda la fiebre. De esta manera se activa el sistema inmunológico para que se pongan a trabajar contra el invasor.

Ilustración de Luca y La Llave Mágica

Phil en la fábrica de saliva

¿No os pasa que cuando vais a comer algo que os gusta mucho la boca se os empieza a inundar de saliva? Es normal, se necesita saliva para desinfectar todo lo que venga de fuera, y también para empezar a digerir la comida que entra en la boca y que debe resbalar por el esófago hasta el estómago.

Hay varias fábricas de saliva en Bodytown. En realidad se llaman glándulas salivales, y la más grande es la glándula parótida, que inunda nuestras bocas de saliva durante las comidas. En un día podemos fabricar más de un litro de saliva, ¡eso más que una botella de agua mineral!

En la página siguiente vemos a Phil surfeando hacia la boca, el túnel por el que va la saliva de la glándula parótida hasta vuestras bocas se llama el conducto de Stenon. La saliva es cocktail de agua con muchas otras cosas, aquí puedes ver la lista completa de ingredientes.

Ilustración de Phil y el Ataque de los Cocos

La central térmica

Hay veces que cuando las células del sistema inmunológico detectan una infección, envían señales de alarma al hipotálamo para que empiece la fiebre. Esté es Nuro, una de las neuronas que trabajan en el hipotálamo, la región del cerebro que regula la temperatura corporal y donde se activa la fiebre.

Ilustración de Luca y la Llave Mágica

El taller de Donto

Aquí vemos a Donto en su taller, esculpiendo el nuevo diente. Este taller está dentro del hueso maxilar, debajo de los dientes de leche (los primarios). Aquí tienes una radiografía donde puedes ver los “talleres” en los que se terminan los dientes permanentes, en ellos trabajan varias células muy especiales que esculpen la dentadura que un día repondrá a los dientes primarios. Donto es un odontoblasto, su misión es formar la dentina, que es una de las sustancias con las que se hacen los dientes. Los dientes tienen que ser muy duros para aguantar toda la vida, por eso la dentina y el esmalte, que es la capa de fuera del diente, son las dos sustancias más duras del cuerpo humano.

Ilustración de Phil y el Ataque de los Cocos

La Academia de Mamushi

El aula donde Mamushi da clase a Luca y sus compañeros es la médula ósea, un lugar que está dentro de nuestros huesos largos (vértebras, costillas, esternón, cráneo, pelvis…). Allí nacen los leucocitos como Luca, que son células que defienden nuestro cuerpo y que veremos muchas veces en Bodytown: Luca, Phil y Mac son todos diferentes tipos de leucocitos.

Ilustración de Luca y la Llave Mágica